La estupidez es el sistema electoral con el que funcionamos, que deja a miles sin una voz política en los Salones Parlamentarios.

Una victoria arrasadora para la oposición en las elecciones nacionales de Granda hace a Abeni [en] preguntarse si la región necesita una reforma constitucional y electoral.