GlobalVoices en Mas información »

Asesinato de ex Miss Venezuela reactiva el debate sobre la inseguridad

El hermano de Monica Spear al frente de la procesión que lleva el ataúd de la joven actriz fallecida. 10 de enero, 2014. Foto por Carlos Becerra, Copyright Demotix

El hermano de Mónica Spear al frente de la procesión que lleva el ataúd de la joven actriz fallecida. 10 de enero, 2014. Foto por Carlos Becerra, Copyright Demotix

¿Qué debe ocurrir para que en un país donde se registran 24.763 muertes violentas en un año el tema de la inseguridad se incorpore en la agenda de discusión pública, tanto del Estado como de los ciudadanos?

Tal parece que esa violencia, que va en aumento año tras año, debía afectar a una figura pública para que el tema tabú (van diez años en los que las fuentes oficiales no dan cifras sobre asesinatos) fuese mencionado en Cadena Nacional por el presidente Nicolás Maduro y los medios oficiales, quienes no cubren sucesos desde hace algunos años.

La actriz Mónica Spear, su ex marido, Thomas Berry, y su hija de 5 años de edad, Maya Berry, fueron atacados por delincuentes cuando estaban siendo auxiliados luego de que quedaran accidentados en plena vía pública al chocar con un objeto puesto por los antisociales en la carretera para obligar a que los conductores se detengan. Spear y su ex esposo murieron en el hecho y la niña resultó herida de bala.

La noticia se supo la mañana siguiente e inmediatamente ocupó las conversaciones en las redes sociales y en los distintos medios de comunicación dentro y fuera de Venezuela. La razón, más allá de lo impactante del crimen, es que para los venezolanos se intensificó el miedo de formar parte de las estadísticas.

José Urriola en su post “Rojo sobre negro” escrito en el blog Rostros de Viento da su visión sobre el impacto que ocasionó el suceso:

Muchos venezolanos dentro y fuera de las fronteras. Nos quedamos en shock. Mudos. Indignados. Presos de pánico, dolor y frustración. Tan descolocados que no había (no hay) palabras para expresarlo. El asesinato de la actriz, modelo y ex Miss Venezuela, Mónica Spear, junto con su marido y en presencia de su pequeña hija de 5 años -quien resultara herida en una pierna cuando unos maleantes abalearon  el auto donde se habían quedados accidentados- fue como una bomba de realidad, asco y miedo que nos estalló en la cara. No significa que esta muerte pese más que las otras 25 mil que anualmente cobra el hampa en Venezuela, no se trata de que importe más porque se trate esta vez  de una figura pública querida dentro y fuera del país, sino que encaramos una muerte especialmente significativa, un símbolo más del horror impronunciable al que estamos sometidos nosotros y los nuestros en una sociedad descompuesta.

Por su parte varios blogueros y usuarios de Facebook relataron sus propias experiencias y las de sus comunidades para mostrar que la delincuencia ha tomado todos los espacios del país. 

Víctor Hugo Majano compartió una nota en Facebook en donde reflexiona sobre lo que le ocurrió a la actriz enlazándolo con lo que ocurre en su comunidad:

El hecho es que no se trata de una situación aislada: en todo el país funcionan y crecen grupos delictivos con poder de fuego y suficiente locura para matar a la primera. Y además legitimados artística, cultural y socialmente. Basta con ver la cantidad de carajitos y carajitas que se toman fotos exhibiendo armas con el rostro descubierto. 

Esta mezcla de acceso a enormes recursos financieros, dirección especializada por policías corrompidos, drogas sin límite y arrojo juvenil ha conformado una maquinaria gigantesca de muerte y destrucción en todo el país. Sin duda es el momento para hacerle frente.

Monica Spear era embajadora de Asodeco (Asociación para el Desarrollo de Educación Especial Complementaria), una Asociación Civil sin fines de lucro que trabaja con jóvenes y adultos con discapacidad. Jóvenes de Asodeco hablan en el funeral de Mónica Spear.

Mónica Spear era embajadora de Asodeco (Asociación para el Desarrollo de Educación Especial Complementaria), una Asociación Civil sin fines de lucro que trabaja con jóvenes y adultos con discapacidad. Jóvenes de Asodeco hablan en el funeral de Mónica Spear. 10 de enero, 2014. Foto por Carlos Becerra, Copyright Demotix

Enseguida se organizaron concentraciones impulsadas por una actriz venezolana para exigir a los diferentes poderes públicos tomar acciones para frenar la delincuencia. Como la polarización en Venezuela trabaja horario corrido, artistas que apoyan el Gobierno pidieron no politizar el hecho, desde el Palacio de Miraflores (la sede del Poder Ejecutivo).

Aunque para muchos el Gobierno es el responsable de la falta de control de la violencia, para otros es un problema que es compartido con la difusión de los medios de comunicación de antivalores e imágenes violentas. Así lo relata Jorge Acosta en su texto “Perdón por lo que les voy a decir (Caso Mónica Spears)”. 

Aquí les va la primera razón para que me crucifiquen, la que a nadie le gusta oír, la que a nadie le agrada, y es que esa televisión que a usted y a sus hijos tanto le gusta, esa pantalla plana de no sé cuantas pulgadas que obtuvo y que pagó bien caro, es culpable en buena medida de la violencia que vive no solo Venezuela, sino el resto de las sociedades del mundo entero, con muy pocas excepciones, las cuales respondieron a este problema sin tanto vericueto. Duras legislaciones son las que han logrado reducir a su mínima expresión este flagelo. ¿Estamos preparados para ellas? ¿Estamos preparados para una pena de muerte con el poder judicial que aún tenemos? 

Les aseguro que todos, en el fondo, estamos conscientes del papel perturbador y nocivo que tienen la gran mayoría de las series, telenovelas, películas, etc sobre nuestra sociedad, niños sobretodo. Es un hecho científicamente comprobado. ¿Y entonces?

Crimen resuelto

Los culpables fueron capturados en menos de dos días, una cifra récord si se considera que la tasa de impunidad en el país supera el 90% . Para lograrlo la directiva del cuerpo de seguridad que se encarga de investigar los homicidios en el país se trasladó de la capital, Caracas, a la zona del hecho.

El ministro de Relaciones Interior, Justicia y Paz sobrevoló la zona en helicóptero y esto causó indignación en las redes sociales, pues aseguran que el resto de los homicidios no son tratados con la misma importancia.

Luis Carlos Díaz (@LuisCarlos) lo reflejó en varias ocasiones en su timeline:

Luis Carlos también escribió en Facebook:

Es un insulto para el pueblo, sobre todo el más pobre, ver cómo el poder le da celeridad a un caso por su impacto mediático. Encienden la tele y ven un despertar ficticio al tema de la violencia, pero no por su familiar. Mañana pasará y tampoco habrá justicia ni reparo en su humilde caso.

Por su parte, Víctor Amaya (@victoramaya) aseguró a través de un tuit que la impunidad es por falta de voluntad del organismo encargado de investigar los homicidios:

Mónica Spear y Thomas Berry fueron enterrados el 10 de enero en Caracas. Una gran cantidad de seguidores de la ex miss y actriz fueron al camposanto a despedirla.  

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.


Regiones del mundo

Países

Idiomas