GlobalVoices en Mas información »

Allende y Pinochet, la comparación que divide a los chilenos

Cada 11 de septiembre es difícil para los chilenos –y este 40º aniversario del golpe de estado que derrocó a Salvador Allende está siendo especialmente controvertido. La icónica fecha se da en medio de un año electoral marcado por el cuestionamiento de la gestión de Sebastián Piñera, el primer presidente de derecha después del regreso a la democracia al final de los 80. Las campañas electorales y las constantes remembranzas han reavivado el debate sobre el gobierno de Salvador Allende y el legado de la dictadura de Augusto Pinochet, dejando en descubierto que la división entre los chilenos sigue siendo cosa del presente.

Mayormente, el nombre del general es sinónimo de abusos contra los derechos humanos tanto dentro como fuera del país. Aunque incluso algunos de los simpatizantes de Pinochet condenan los crímenes cometidos durante sus 17 años en el poder (según cifras oficiales, 40.018 personas fueron víctimas de abusos contra los derechos humanos durante el régimen de facto y 3.065 fueron asesinadas o resultaron desaparecidas), Pinochet todavía cuenta con un grupo de seguidores de derecha que lo consideran un héroe y que rescatan los logros económicos que han hecho de Chile una economía pujante.

Así lo expresó en Twitter Pablo, ingeniero comercial y quien se describe como de ultraderecha:

O el auditor Patriota Chileno, quien respondió así a otro usuario que criticó a Pinochet:

Mientras que el abogado JS Gumucio clamó:

Por otro lado está la figura carismática de Salvador Allende, a quien muchos ven como un excelente político, víctima de un complot apoyado desde EEUU para evitar que la semilla del socialismo siguiera creciendo en plena Guerra Fría –y otros califican de mal gerente.

Sobre Allende, el columnista Pedro Cayuqueo y la tuitera Angela comentaron:

El exoficial de Carabineros, Herman Bravo, sentenció:

Por su lado, el empresario y bloguero José Navarro cuestionó:

Y Nataly Ruiz R. recuerda que semanas antes del golpe, el 23 de agosto de 1973, Allende había nombrado a Pinochet como Comandante en jefe del Ejército de Chile:

Para profundizar en la comparación entre ambos, el poeta Emilio Antileff describió en su columna “Allende y Pinochet” la relación de polos opuestos – y complementarios – de estos dos personajes de la historia chilena:

No cabe duda, históricamente hablando, que Salvador Allende fue uno de los hombres más carismáticos que hayan llegado a La Moneda.[...]

Sin embargo, los resultados de la  revolución con empanadas del “compañero presidente” describen una administración en que el derroche y la debilidad en el liderazgo, contradecían el magnetismo personal del presidente de la UP [Unidad Popular, coalición de izquierda con la que Allende llegó al gobierno]. La cantidad de sueños y talentos desperdiciados bajo batuta allendista fue terreno fértil para cualquier conspiración, como la que arrasó contra una administración plena en ideología, pero con una capacidad de gestión, con resultados no proporcionales al encanto del Señor Allende.

El general Pinochet, con cero elegancia, tenía la claridad y celeridad en el camino a ejecutar su objetivo, que su antecesor no alcanzó jamás. Pinochet es en nuestra historia, del lado por donde lo miren, un eficaz martillo. Es decir, algo semejante a una herramienta que saca un clavo de la manera más violenta y desgarradora, para instalar otro, con precisión ingenieril. Sus clavos instalados son parte de las estructuras  que sostienen al Chile de hoy, capeando crisis mundiales y catástrofes. [...]

La debilidad de Allende, fortaleció la irrupción de un Pinochet. El atractivo personal del socialista fue la carencia del militar. El fracaso de uno fue el éxito de otro. El cariño que inspiraba el “salvador” llevó al miedo que provocaba el general  “Augusto”.

Al tratar de describir este periodo, varios cuestionan la historia en blanco o negro que ambos bandos intentan escribir, como el maestro Omar Audicio:

Y otro como Matías Benfeld hicieron llamados para que este tipo de hechos no se repitan, no importa los actores:

Durante una entrevista en el programa de televisión Tolerancia Cero transmitido el domingo 9 de septiembre, Alberto Cardemil, exsubsecretario del interior durante el régimen de Pinochet, hizo varias declaraciones en torno a dicho periodo. El tuitero y sociólogo Profitador hizo alusión a ello:

También hubo quienes comentaron sobre a la insistencia en utilizar el pasado en los discursos políticos actuales. Angel Rodriguez y Pato Cuevas mencionan a la expresidenta de izquierda y actual candidata a la presidencia Michelle Bachelet:

Hay algunos, sin embargo, que piden cerrar este capítulo y mirar hacia el futuro.

El debate sigue, y sólo el tiempo dirá cuánto más debe pasar para que sanen las heridas abiertas hace 40 años.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.


Regiones del mundo

Países

Idiomas