¿Ves todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérese de más sobre Traducciones Lingua  »

Promiscuidad: ¿La imagen de las mujeres brasileñas en el exterior?

[Todos los enlaces llevan a páginas en portugués excepto cuando se indica.]

En el programa de televisión “Justiça Cega?” (Justicia Ciega), el cual está al aire en la cadena portuguesa RTP, el presidente del Colegio de Abogados de Portugal, Marinho Pinto, afirmó “una de las cosas que Brasil más ha exportado son prostitutas, entre otras cosas.”

Esta afirmación fue hecha como parte de la opinión de Pinto acerca del caso de Catarina Migliorini, una mujer brasileña que vendió su virginidad por cerca de 600,000 euros a un hombre de negocios japonés. Marinho Pinto afirmó que el gobierno de Brasil ”está presentando cargos a las jóvenes por prostitución,” pero la Procuraduría General está buscando presentar cargos al organizador de ”Se Busca Vírgenes” por tráfico humano y prostitución.

No ha habido escasez de reacciones de indignación de la afirmación de Pinto en FacebookTwitter bajo la etiqueta de #justicacega. Se han dejado mensajes en el muro de Facebook del Ministro de Relaciones Exteriores de Brasil pidiendo que tanto el ministerio como la Asociación de Inmigrantes y Feministas adopten una postura frente al caso.

La Asociación Brasileña de Lisboa (CBL), junto con la Asociación Lusófona, Cultural y Civil (ALCC), la Asociación CommuniDária y el sindicato de mujeres- Alternativa y Respuesta (UMAR), publicó un artículo como respuesta:

A infeliz perpetuação desta imagem redutora e hipersexualizada da mulher brasileira, através de pessoas que ocupam cargos de responsabilidade, como o Dr. Marinho Pinto, tem implicações graves para a vida de cada uma das brasileiras vivendo em Portugal. São frequentes os casos de assédio sexual, discriminação no emprego e na vida social, bem como dificuldades no acesso ao alojamento e interrogatórios abusivos nos aeroportos e nas esquadras de polícia.

La perpetuación de esta triste imagen reducida e hipersexualizada de las mujeres brasileñas por personas en que ocupan altos cargos, como el Dr. Marinho Pinto, tiene fuertes implicaciones para cada mujer brasileña que vive en Portugal. Casos de abuso sexual, discriminación laboral y social, dificultades para obtener acceso a vivienda, e interrogatorios abusivos en aeropuertos y estaciones de policía son frecuentes.

La Oficina de la Secretaría de Políticas para Mujeres, uno de los gabinetes presidenciales que es responsable de la elaboración y coordinación de políticas públicas sobre las mujeres brasileñas, reaccionó afirmando que el embajador de Brasil en Lisboa ya había expresado la indignación del gobierno de Brasil sobre la afirmación del presidente del Colegio de Abogados de Portugal.

En una respuesta por escrito, Marinho Pinto dijo que su afirmación ”fue impactante solamente porque es la verdad” y afirma que su comentario estaba dirigido a las prostitutas brasileñas que son víctimas del tráfico de mujeres en Portugal.

A Google search for "Brazilian women" reflects the stereotype the country's women face.

Una búsqueda en Google de “Muejres brasileñas” refleja el estereotipo que las mujeres del país enfrentan.

La afirmación de Marinho Pinto nos lleva a la polémica discusión acerca de la imagen de las mujeres brasileñas en el exterior. No es raro encontrar mujeres brasileñas minimamente vestidas y fotos del carnaval o la playa.

“Periodístas y la prensa internacional en general tienden a representar las mujeres brasileñas con un cierto grado de malicia, un exceso de prejuicio y generalización excesiva” dice un artículo publicado en el Observatório Mídia & Política (Observatorio de medios de comunicación y política) por Katia Belisário, profesora de la Escuela de Comunicaciones en la Universidad de Brasilia y candidata a doctorado en periodismo y sociedad:

Representações estereotipadas e preconceituosas por parte da imprensa podem gerar consequências nefastas, tanto para a imagem da brasileira no exterior, quanto para o Brasil como um todo.

Representaciones esteriotipadas y prejuiciosas por la prensa pueden llevar a lamentables consecuencias para tanto la imagen de mujeres brasileñas en el exterior como por Brasil en general.

En su blog, la brasileña Melissa Rossi escribió [en] acerca de su experiencia en Italia y como los medios sociales fueron prejuiciosos en su trato a sus compañeras brasileñas:

Nunca he leido un sólo artículo en los medios italianos que no juegue con la imagen de las mujeres brasileñas, a menudo recurriendo a estereotipos ofensivos, que las retratan como lindas pero estúpidas.

Performance art entitled "Stamping" by graphic designer Janaína Teles

Representación de arte titulada “Carimbada” (Estampado) por la diseñadora gráfica Janaína Teles en su blog Corpo des-mapeado (Desmapeando el cuerpo): “Uso el sello como objeto que marca los cuerpos de otros así como nosotros mismos… Este es testigo de un acto de reconocimiento de si mismo por esta mujer marcada y estereotipada despejando un camino para la oportunidad de atribuir un nuevo significado e identidad.”

En febrero del 2012, Claudia M. Vieira, una abogada y profesora de estudiantes cursando una maestría en leyes internacionales y relaciones internacionales de la Universidad de Lisboa, escribió en la página Sair do Brasil (Salir de Brasil) acerca de los efectos de prejuicio y discriminación contra las mujeres brasileñas en el exterior:

É tão grave a situação que as próprias mulheres brasileiras estão mudando o comportamento. As que ja vivem mais tempo fora do Brasil, já nem sorriem naturalmente, não brincam, não usam as roupas que gostam, tudo isso, por medo de sofrer preconceito. No curso de Mestrado da Universidade de Lisboa, constatei algumas alunas, falando com o sotaque português para serem aceitas, com a desculpa de que assim eles, os portugueses as entendiam melhor.

La situación es tan grave que las mismas mujeres brasileñas están cambiando cómo ellas actúan. Aquellas que han estado viviendo fuera de Brasil por algun tiempo ni siquiera sonrien naturalmente, no hacen bromas, no usan la ropa que les gusta, todo por el miedo a sufrir por los prejuicios. En el curso de maestría en la Universidad de Lisboa, encontré algunas estudiantes hablando con un acento portugués para así ser aceptadas, diciendo que de esta forma las mujeres portuguesas las entienden mejor.

Mientras tanto, en septiembre del 2011 mientras trabajaba en su doctorado de la representación de las mujeres brasileñas en los medios sociales portugueses, Mariana Selister empezó el Manifiesto de las Mujeres Brasileñas (@MBrasileiras) como forma de rechazo a los prejuicios enfrentados por las mujeres brasileñas en Portugal:

O estigma da hipersexualidade remonta aos imaginários coloniais que construíam as mulheres das colônias como objetos sexuais, escravas sexuais, e marcadas por uma sexualidade exótica e bizarra. Cita-se, por exemplo, a triste experiência da sul-africana Saartjie Baartman, exposta na Europa, no século XIX, como símbolo de uma sexualidade anormal. Em Portugal, esses imaginários coloniais, infelizmente, ainda são reproduzidos pela comunicação social.

El estigma de la hipersexualidad se remota al concepto histórico de las mujeres en las colonias como objetos sexuales, esclavas sexuales, marcadas por una sexualidad exótica y extraña. Nótese, por ejemplo, la triste experiencia de la Sudafricana Saartjie Baartman, expuesta en Europa en el siglo XIX como símbolo de la sexualidad anormal. En Portugal, estas imágenes desarrolladas en tiempos coloniales son aún perpetuadas en los medios sociales de hoy.

Terminando con una apelación que sigue siendo actual e incluso urgente:

Exigimos, das autoridades competentes, que se faça cumprir a “CEDAW – Convenção para a Eliminação de Todas as Formas de Discriminação Contra as Mulheres”, da qual tanto Portugal, como o Brasil, são signatários. Destacamos, também, o “Memorando de Entendimento entre Brasil e Portugal para a Promoção da Igualdade de Gênero”, no qual consta que estes países estão “Resolvidos a conjugar esforços para avançar na implementação das medidas necessárias para a eliminação da discriminação contra a mulher em ambos os países”.

Exigimos que las autoridades cumplan con el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres (CEDAW, por sus siglas en inglés), del cual tanto Brasil como Portugal son signatarios, también como con el Memorando de Entendimiento entre Brasil y Portugal para la Promoción de la Igualdad de Género, en donde los países ”acordaron unir fuerzas para avanzar en la implementación de medidas necesarias para eliminar la discriminación contra las mujeres en ambos países.”

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.