GlobalVoices en Mas información »

Polonia: Error de Obama sobre “campo polaco de la muerte” causa controversia

En los últimos día de mayo, un vendaval de controversia golpeó a la opinión pública polaca, causada por la metida de pata del presidente de Estados Unidos, Barack Obama. Durante la ceremonia de homenaje póstumo a Jan Karski, héroe de la resistencia polaca en la Segunda Guerra Mundial, con la Medalla de la Libertad, Obama usó la expresión [en] “un campo polaco de la muerte” en lugar de afirmar claramente que se refería a un campo de la muerte manejado por nazis alemanes en el territorio polaco.

La mayor ironía detrás de la afirmación yace en el hecho de que el homenaje a Jan Karski era por su lucha de contarle al mundo exterior acerca del sistemático asesinato de judíos en su país. En los tiempos de la guerra, Karski logró colarse en el Ghetto de Varosvia y fue testigo de primera mano de crímenes cometidos en contra del pueblo judío. Llevó esa información a los líderes aliados, entre ellos el presidente estadounidense Franklin Roosevelt, con la finalidad de que tomaran acciones más radicales por su parte.

Esta no es la primera vez [en] que se usa tan incómoda frase con respecto a los campos de concentración construidos por el régimen nazi en territorio polaco. Según información publicada por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Polonia, en los últimos tres años se han hecho casi 200 intervenciones exitosas, en respuesta a afirmaciones falsas aparecidas en medios en todo el mundo. Usar frases como “campo de concentración polaco” puede ser procesado por las cortes incluso estando fuera de las fronteras polacas. El primero de esos juicios se llevará a cabo el 13 de setiembre contra la empresa editora alemana Axel Springer.

Según el Primer Ministro polaco, Donald Tusk, las duras reacciones de varios políticos y personajes públicos polacos fueron adecuadas. “Siempre reaccionamos igual cuando la ignorancia, falta de conocimiento, malas intenciones llevan a esa distorsión de la historia, tan dolorosa para nosotros acá en Polonia, un país que sufrió como ninguno en Europa durante la Segunda Guerra Mundial”, dijo.

La comunidad polaca en internet también se vio afectada por la noticia. Pero en la blogósfera, las reacciones al mal paso del presidente Obama fueron diversas.

Maria Dora escribe en su blog [pl]:

Al comienzo, quise escribir algo acerca de la ofensa estadounidense, pero luego de pensarlo un poco, lo considero más un descuido o negligencia por parte del equipo del presidente y no del propio presidente. [...] Como sea, es claro que cada vez que se usa esa frase, debemos corregirla, porque contribuye con la distorsión de la historia.

Janusz Wojciechowski anota [pl]:

No se puede usar la palabra “Alemania” en presencia de la palabra “genocidio” porque a los alemanes, que ahora son los líderes de Europa, no se les puede asociar con esas cosas. No debemos culpar a Obama. Nosotros mismos dejamos que otros nos culpen de la guerra, del genocidio y de los mencionados “campos polacos de la muerte”. Si hoy el Parlamento Europeo usara la frase “campos alemanes de la muerte”, se consideraría un tremendo escándalo [...].

@twitkcg afirma [pl]:

Sobre todo, estamos defendiendo la verdad histórica. En este contexto, una frase “campos de concentración polacos” es absurda está descalificada científicamente.

@michalgornicki compartió su preocupación [pl] acerca de la influencia del patinazo sobre la percepción de Polonia durante la Eurocopa 2012:

Después de esto, todos los equipos de fútbol europeo que vengan a Polonia visiten solamente los “campos polacos de concentración”, esto es genial .

Rafał Kmiecik debate [pl] la exactitud histórica de la frase:

La frase “campos polacos de la muerte” es un oximoron debido al hecho de que durante la guerra (1939-1945), ¡Polonia no existía como país! Estábamos bajo el mando alemán. [...] Todos los campos tenían nombres alemanes y eran manejados por los nazis”.

Mmaly comenta [pl]:

“Campos polacos de concentración” es un desafortunado lapso mental que podría confundir al extranjero históricamente ignorante, pero para una persona que es no iletrada históricamente, el significado de la frase es claro, y hasta justificado en algunos contexos. Por ejemplo, se le puede usar para diferenciar campo de concentración nazi construido en territorio polaco de los construidos en los territorios no asociados geográficamente con Polonia. Es por eso que encuentro inadecuados los duros comentarios a la metida de pata de Obama.

Una reacción mucho más dura por parte de los cibernautas polacos la desencadenó un artículo escrito por Debbie Schlussel, periodista y abogada conservadora estadounidense. En una nota publicada en su sitio web, afirma [en] que la metida de pata de Obama no fue metida de pata en absoluto. Según ella, los polacos fundaron varios campos de concentración y los dirigieron junto con los alemanes. También fueron personalmente responsables por la muerte de varios millones de judíos. “Esto no fue solamente los nazis. Fueron decenas de miles de ansiosos polacos y más” – dice.

Miles de cibernautas polacos reaccionaron inmediatamente. El sitio web de Schlussel estuvo cerrado durante casi tres días, debido a la sobrecarga intencional causada por los usuarios polacos de Internet. Su página de Facebook se vio inundada con miles de cartas, publicaciones y comentarios, en polaco y en inglés, exigiendo disculpas inmediatas y expresando indignación. Sin demora, se creó una página de antifans [en], con instrucciones sobre cómo reportar la página de fans de Schlussel a los administradores de Facebook.

Respuesta de Debbie Schlussels a la oleada de comentarios polacos.

La acción de reunir firmas debajo de una carta de protesta a los empleadores de Schlussel fue defendida en Twitter.

@kurasinski comenta [pl] en un artículo sobre Schlussel:

Corrección política hecha en EE.UU.

@x3LoveRock agrega [en]:

No entiendo ni una basura de lo que dice Debbie Schlussel sobre los polacos. Es claro que no sabe Historia Polaca.

En su blog, karkonosznawygnaniu escribió [en] una carta dirigida a la periodista. La carta está escrita en inglés, y empieza con palabras de condena para las mentiras:

Lamento leer que su visión de Polonia y los polacos está de tan llena de odio y rencor, basada solemnemente en su ignorancia y conocimiento básico de hechos históricos. Me parece vergonzoso que como periodista no llegue a darse cuenta que la historia de polacos y judíos tiene más de mil años, desde el inicio de la nación polaca.

@megi696 escribió [en]:

El “conocimiento” de Debbie Schlussel es una desgracia. ¡Pensar que una persona así es periodista! No tiene remedio.

Aunque la mayoría de cibernautas polacos decidió expresar su indignación de manera culta y razonable – informando de la página de fans de Facebook como una donde se promueve el odio, firmando la carta a los empleadores de Schlussel o tratando de explicar la dolorosa y difícil historia de Polonia durante la época de la guerra – aparecieron muchos comentarios con anotaci0nes antisemitas como referencia al origen judío de Schlussel. En su más reciente post, Schlussel comenta [en] al respecto y adjunta varias imágenes altamente ofensivas que le mandaron en los últimos días.

davyjones hace un llamado [pl] a una manera de expresión más culta:

La crítica a Debbie Schlussel debe ser en voz alta, pero también referida al tema. Polonia debería usar esta oportunidad de discusión para que la gente pueda aprender cómo fue de verdad. [...] Solamente con una discusión abierta de los hechos podemos combatir esas afirmaciones.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.


Regiones del mundo

Países

Idiomas