¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérese de más sobre Traducciones Lingua  »

Martinica, Guadalupe, Francia: El debate por “Todas las civilizaciones no son iguales”

Bloggers y periodistas de medios tradicionales en toda la blogósfera de habla francesa han estado agitados una vez más acerca del Ministro del Interior de Francia, Claude Guéant, conocido por sugerir políticas de extrema derecha sobre identidad nacional, religión e inmigración, como lo confirma este titular [fr] del conocido sitio web francés de información, Le Monde:

Claude Guéant, habitué des polémiques

Claude Guéant, habitual en las polémicas.

que abarca diferentes ideas elaboradas por Guéant como:

La ‘croisade’ en Libye

La ‘Cruzada’ en Libia.

o

Pas de ‘signes religieux’ pour les “usagers du service public”

Nada de ‘símbolos religiosos’ para los ‘usuarios de servicios públicos'.

Una de sus extremadamente controvertidas ideas con respecto a las visas concedidas a extranjeros graduados en Francia se discutió acá [en] en Global Voices.

Con la tensa atmósfera de las próximas elecciones presidenciales francesas, todas las palabras pronunciadas por políticos destacados de todos los partidos son examinadas de cerca y juzgadas – no sorprende entonces, que esta frase de Guéant en una reunión organizada por un centro de estudiantes de derecha el 6 de enero de 2012, ha desencadenado la furia entre la opinión pública:

Toutes les civilisations ne se valent pas…

Todas las civilizaciones no son iguales…

Las reacciones han sido numerosas y variadas, algunas de acuerdo y otras tajantemente discrepantes -aun en su propia familia política- pero a la fecha, la respuesta más memorable ha venido de Serge Letchimy, un parlamentario de derecha de Martinica, Antillas Francesas, que condenó las palabras e ideas de Guéant en una carta publicada en su blog [fr] que fue leída ante todos los parlamentarios:

Vous nous ramenez, jour après jour, à ces idéologies européennes qui ont donné naissance aux camps de concentration, au bout du long chapelet esclavagiste et colonial.
Monsieur Guéant le régime nazi, si soucieux de purification, si hostile à toutes les différences, était-ce une civilisation ? La barbarie de l’esclavage et de la colonisation, était-ce une mission civilisatrice ?

Ustedes nos llevan de vuelta, día tras día, a esas ideologías europeas que dieron origen a los campos de concentración como conclusión de una teoría que empezó con la esclavitud y la colonialización.
El señor Guéant, el régimen nazi, obsesionado con la purificación y hostil a las diferencias, ¿era una civilización? La barbarie de la esclavitud y la colonización, ¿era parte de una misión civilizadora?

Acá [fr] está el video que muestra a Letchimy leyendo su carta, cuyo contenido causó una ola de indignación entre los parlamentarios de derecha y miembros del gobierno francés, que dejaron los escaños de la Asamblea Nacional francesa, bajo el pretexto de que Letchimy estaba asociando indignantemente al Ministro con el régimen nazi. Luego pidieron disculpas oficiales en apoyo a Claude Guéant.

Sin embargo, sus palabras inspiraron visiblemente un movimiento de oposición en contra del Ministro del Interior entre los bloggers de las Antillas Francesas y franceses y lectores por igual. En un post en Montray Kréyol [fr], Patrick Chamoiseau, conocido autor de Martinica, explica por qué las ideas de Letchimy merecen ser defendidas.

M. Letchimy a donc vu juste et a dit ce qu'il fallait dire comme il fallait le dire.
Et il a fait honneur non seulement à la Martinique mais à la France et à son Assemblée Nationale toute entière. Car enfin, sans lui, le « célébrant des civilisations supérieures » serait venu, se serait assis, aurait écouté je ne sais [quelle] politiquerie, et serait reparti sans que rien ni personne ne lui trouble la conscience.

El señor Letchimy acaba de ver y decir lo que había que decir como había que decirlo.
Y ha hecho honor no solamente a Martinica, sino a Francia y toda su Asamblea Nacional. Pues en fin, sin él, el “celebrante de las civilizaciones superiores” hubiera venido, se hubiera sentado, hubiera escuchado las preguntas políticas y salido del lugar, y se hubiera ido sin que nada ni nadie le perturbara la conciencia.

En Nada de disculpas, ni medidas disciplinarias, total apoyo al señor Letchimy” y “Petición en apoyo de Serge Letchimy” [fr].

Coincidentemente o no, esta controversia ocurrió pocos días antes que Claude Guéant visitara Martinica y Guadalupe, con la finalidad de lanzar la campaña presidencial de Nicolas Sarkozy en las regiones francesas de ultramar. Aprovechando la oportunidad de mostrar su oposición ideológica y política al Ministro, dos personalidades políticas de Guadalupe, un Ministro del Parlamento de derecha y un Senador, emitieron una declaración [fr], publicada por Caraib Creole News:

Nous avons été informés de votre prochain déplacement en Guadeloupe et nous sommes au regret de vous faire savoir que nous ne pourrons vous y recevoir.

Nos han informado de su próxima visita a Guadalupe y lamentamos poner en su conocimiento que no podremos darle la bienvenida.

Concluyen su afirmación con un recordatorio de una decisión similar hecha por por el desaparecido Aimé Césaire en 2005.

En décembre 2005, afin de marquer son indignation suite au vote d’une loi reconnaissant « le rôle positif de la présence française outre-mer », Aimé Césaire avait refusé de rencontrer le ministre de l’Intérieur de l’époque, Nicolas Sarkozy, en déplacement en Martinique. Nous avions alors tous, outre-mer, salué la portée de son geste.
Nous choisirons par conséquent, en toute modestie, de lui emboîter le pas.

En diciembre de 2005, a fin de expresar su indignación luego de una ley que reconocía “el rol positivo de la presencia francesa en ultramar”, Aimé Césaire se negó a reunirse con el Ministro del Interior de la época, Nicolas Sarkozy, de visita en Martinica. Todos nosotros, los de ultramar, saludamos el alcance de su decisión.
Escogeremos, en consecuencia, con toda modestia, seguir sus pasos.

Vale la pena hacer notar la conclusión, pues Aimé Césaire fue el político mentor del parlamentario Letchimy y su carta al señor Guéant estuvo grandemente inspirada por el “Discurso sobre colonialismo” de Césaire.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.